Puedes insistir. Si insistes y no lo consigues puedes seguir insistiendo. Si pese a todo sigues sin conseguirlo te propongo:

  • Que pidas consejo o busques ayuda.
  • Que desarrolles nuevas habilidades.
  • Que cambies el enfoque -Que aprendas una nueva forma de hacerlo.
  • Que intentes algo distinto.
  • Que intentes lo mismo, pero de una forma completamente distinta.

Piensa en todo lo que no sabías hacer cuando naciste, y ahora sí. Piensa cuantas cosas no supiste hacer a la primera, ni a la segunda, ni a la tercera, y ahora ya sabes hacer. Piensa que pasó entre no saber y saber.

Piensa también: ¿Los problemas que afrontas sólo los tienes tú, o es posible que alguien más ha pasado por una situación similar? ¿Y todos han fracasado o algunos la han superado?

¿Qué han hecho los que la han superado y que han hecho los que no lo han hecho? Pregunta, consulta, busca. Sin complejos y sin miedo. ¿Qué es lo peor que puede pasarte?

Se humilde y valiente para aceptar respuestas que te hacen cuestionarte lo que haces o cómo lo haces. O vuelve al principio del artículo.

En CONTROLLER ayudamos a las empresas a ganar más trabajando de forma más eficiente. Porque si no sabes cuál es el problema no encontrarás la solución.